manipularcion-medios

¿Comunicación o manipulación?

La política como un foro de comunicación que liga a la forma de ver el conflicto con la realidad del conflicto, con el deber ser de ese conflicto y sus vías y formas de escape.

Ante tal situación, ante la actual situación cuáles son las vías de escape que tienen los argentinos hoy.

Una forma interesante de llamar a preguntarnos porqué hacemos lo qué hacemos, votamos a quienes votamos y vivimos en un mundo de la queja constante. El argentino promedio, aquel docto en opinologia, aquel que es el que detenta el poder de decisión a partir de su propia opinión moldeada y manipulada por entes externos que no le permiten pensar, le permiten ver y contemplar lo que sucede si otorgarle el más mínimo segundo a cuestionarse sus actos.

Es interesante ver y plasmar cómo es que esos medios forman al ciudadano para que vaya al combate de discutir aquello que previamente no a masticado ni cuestionado un cual copy paste que le da lugar a los masivos intermediarios de mensajes a tener sus propios grupos de combate sin siquiera reclutarlos, con la ayuda de la caja boba y las útiles redes sociales como fieles herramientas que difunden y posicionan en las mentes de los consumidores y usuarios de aquellas herramientas esos comentarios y opiniones. Depositan mensajes de las formas más virales existentes para introducir en el mundo del inconsciente (consciente?) algo que de opina y que se cree que ya viene en uno. Círculos que circulan como vías de transmisión de un lado al otro, de una cena a la otra, de un cumpleaños o reunión.

Vale hacer una salvedad: se puede decir que muchos de los medios también reflejan y refuerzan opiniones “formados o deformados” de los sectores, pequeñas élites, que representan, llegando a oídos de sectores que nada tienen que ver y aún así llegan a aprehender y a adjudicar como opinión propia. 

Momento ideal para pensar aquellos que creemos pensar pero que no estamos del todo seguros de donde ha surgido.

La dialéctica argentina

Por : Nicole Moscovich

El_más_allá

Aclaración: esta nota es pura opinión, irónica, con abstracción de la teoría vaga que se aplica.

Dicho esto comienzo con mi análisis poco ortodoxo, con ciertas reflexiones que me llevan a sentir que se repite algo, algo está volviendo en la Argentina actual, ¿soy acaso la única que percibe un Deja Vú?

Obvio que no, Marx (quién sino) ya lo había dicho “Hegel dice en alguna parte que todos los grandes hechos y personajes de la historia universal aparecen, como si dijéramos, dos veces. Pero se olvidó de agregar: una vez como tragedia y la otra como farsa. Caussidière por Dantón, Luis Blanc por Robespierre, la Montaña de 1848 a 1851 por la Montaña de 1793 a 1795, el sobrino por el tío.” (Marx 1852) Y agrego los bigotes afeitados por patillas.

No nos damos cuenta pero los clásicos siempre se renuevan, vuelven, no solo pasa en la moda, pasa en la realidad, y más que nada, como bien leyó Marx, en el devenir de la historia política.

Estos segundos modelos se nos presentan como un cambio , se aparecen como una disrupción en lo que devenía, quieren ser el corte de lo que se daba, pero es realmente una revolución de lo conocido o es acaso una  continuación de una época anterior. Bah si lo pienso como revolución en el sentido de cambio violento y radical, buen podría decir que sí: inflación, baja real del salario, un 300% (% más menos) de aumento en los servicios, etc.  A eso ¿no se le puede llamar cambio violento en la sociedad? (en la mejor clave irónica y absurda de lo que verdaderamente implica esos términos para los teóricos de la revolución)

En los ´90 nos criaron bajo el lema del esfuerzo individual para poder llegar a algo en la vida, hoy es a lo que le llaman “meritocracia”. ¿Acaso se avecinan capitales de afuera?

Es raro pensar que destellos de un pasado no tan lejano se avecinan ante nuestros ojos y sin poder hacer demasiado se nos van de las manos las conquistas luchadas, se nos van de las manos aquellos valores que creíamos, vemos decrecer nuestro aprendizaje. El camino al que íbamos lo vemos minado por trabas ideológicas que no nos permiten poder adentrarnos y profundizar en aquellos terrenos que veníamos acumulando, esos terrenos donde todos teníamos parte, voz y voto, al menos de modo aparente. Difícil es construir, pero destruir es algo que hoy parece una fácil receta de cocina que compartimos.

La historia se nos presenta ambigua sin fin, sin un fin aparente pero lleno de repeticiones, errores que regresan de un pasado para sentarse en el presente confirmando que el hombre es el único ser vivo que es capaz, si, tiene la capacidad de cometer el mismo error más de una vez. ¿Nos olvidamos de nuestra historia?

Los pasos que dimos, cada puente construido, cada piedra corrida del camino se ven difuminados por una realidad que nos revoluciona y de la cual somos inconscientes, ¿conscientes?

El pasado y el presente parecen vincularse y repetirse allí donde estamos pero no lo vemos: una vez como tragedia y la otra como farsa.

 

pensar

Reflexiones de lunes

Por Nicole Moscovich

Se avecinan días a efectuar nuestro deber cívico, días de mucha información dando vuelta, rumores, noticias faranduleras y demás.

Es por eso que invito a que nos detengamos un poco, abstrayéndonos de aquellas notas con cierta lógica política que posee este blog y empecemos a reflexionar sobre algo un poco más allá. De todas formas, todo siempre tiene que ver con todo.

Siento que estamos en una sociedad que banaliza bastante ciertos conceptos y que, a veces, sobrecargamos valorativamente otros. Ni que hablar de aquellos que hacen uso y abuso de ciertas frases que tienen un tinte de cool y relajado pero que, al final, son aquellos que más apuran la relajación.

Somos apariencias, no estamos siendo verdaderos con nosotros, ¿cuándo lo somos?

Todos tenemos metas y objetivos, algunos más que otros, cortos y largos plazos, pero en fin, actuamos por y para algo, algo más allá. Tenemos nuestras propias utopías que nos dan vueltas alrededor y que nos hacer nuestros días girar (hacen que nuestros días giren) en torno a estas inalcanzables metas.

¿Qué es aquello que nos motiva levantarnos día a día? No lo tenemos claro, lo vamos construyendo. ¿Estamos confundidos? Puede ser. Por eso siempre caemos en el laissez faire (dejar hacer, dejar ser) que “fluya”.

No notamos que nuestra ideología de “vamos viendo, todo fluya” sirve para no cuestionarnos las cosas que nos pasan y que, simplemente, es una forma de refugiarnos cuando no sabemos o básicamente tenemos miedo de hacer algo que puede marcar y traer consecuencias no del todo positivas. Estamos ante una era mediocre que no nos permite ser, nos deja fluir.

Mi pregunta es: ¿cuándo vamos a ser? ¿Cuándo vamos a permitir preguntarnos sin tener respuestas buscadas?

Si esto lo aplicamos a suelo firme, todos los días tratamos de pensar en cosas que no nos permitan ver quienes estamos siendo. Esto puede influir en nuestras decisiones…

Como dije se acercan días electorales, no seamos “fluyentes”, seamos “pensantes”.

niunamenos

#NiUnaMenos muerta, muchas más marchando

Por: Nicole Moscovich

Esta nota me parece que la voy a escribir desde persona que dijo presente ayer en la marcha que se llevó a cabo en la Plaza del Congreso de la Nación.

Ayer fuimos con una amiga para apoyar esta causa, muy bien conocida por muchos, muy mal conocida por algunos otros. Llegamos a las 17 hs y estaba repleta de gente de todas las edades, agrupaciones y sexos. Estábamos unidos, no importaba si el acto iba con algún partido. Todos decíamos presente por lo mismo.  Se me puso la piel de gallina.

(Aclaro que voy a comentar desde lo que observe, no quiero herir susceptibilidades como ya ha pasado en comentarios anteriores.)

Tal vez porque siempre traté de luchar por la igualdad de condiciones desde que era muy chica. Siempre me molestó e indignó cuando los varones no me dejaban jugar con ellos a la pelota, o personas allegadas a mí le deban prioridad a los varones para sentarse adelante o los dejaban jugar al fútbol porque yo era mujer y supuestamente no sabía o no me daban prioridades haciéndome sentir en inferioridad de condiciones, no me dejaban manejar,  tal vez simplemente me prejuzgaban, dichos demasiado sexistas para mi gusto… así crecí, con cierto rencor por las injusticias preguntándome… “Si hubiese sido hombre… ¿hubiese llegado más lejos?”

¡Hoy digo no!

Ayer me sentí diferente, vi que todos estábamos allí porque buscábamos luchar contra la disparidad de géneros y por sobre todo el abuso de poder que algunos hombres (espero que cada vez menos) ejercen sobre las mujeres. Crecemos en senos, no sé si culturalmente, hacen creer a las mujeres que son personas indefensas. #NiUnaMenos demuestra lo contrario, que si queremos podemos y si nos organizamos podemos reunir a todos para luchar por una misma causa de injusticias miles que se generar a lo largo y ancho del país.

Dijimos BASTA: a los femicidios, a la trata de blancas, a la violencia, al abuso de poder…

Los tiempos cambiaron, nos concientizamos o al menos vamos camino a. Ver a hombres y mujeres que venían de todos lados para acabar con algo que se viene gestando hace mucho fue decir: la mentalidad argentina está cambiando.

Sepamos que la libertad debe ser igual para todos, no para algunos. Sepamos que las oportunidades deben ser para todos y no para algunos. Sepamos que la violencia no debe ser para nadie.

¿Estaremos alcanzando uno de los objetivos de nuestra utopía?

urna

Abran paso a las PASO

Por: Nicole Moscovich

Durante las últimas semanas hemos podido vivir en Capital Federal una especie de bombardeo marketinero desde la derecha hacia la izquierda pasando por las propuestas más diversas.

Se está viviendo un clima electoral bastante interesante y bastante heterogéneo. Ahora bien ¿cuál es el mapa que tenemos? ¿Cómo saber a quién votar? Preguntas con respuestas inciertas y que todavía se hacen esperar.

Lo único que es de fácil observación es que la ciudad, lamentablemente, está más amarilla que nunca. Globos por aquí globos por allá, lluvia de pochoclos y colores por doquier. ¿Es esa la política que se viene? Ya no estamos hablando de hacer política, sino de marketinizar a la política, lo político está siendo convertido por algunos partidos en un simple producto publicitario donde los aspirantes a ser candidatos, a ocupar bancas, se muestran como productos en un mercado altamente complejo. ¿Dónde ha quedado la vieja política? ¿Es mala o buena esta tendencia?

Las PASO se aproximan y hay un sinfín de candidatos con sus puestos en las calles esperando por ser votados y superar esta instancia. Ahora bien espero que algunos tengan bien en claro que es lo que les espera. CABA se pone de pié y ¿votará con conciencia? ¿Habrá voto castigo? ¿Crisis de representación? Un escenario más que interesante. La pregunta a contestar es ¿qué pasará?

Por primera vez en las ciudad se dan las elecciones primarias y nunca antes ha habido tantos candidatos como votantes en la ciudad, un fenómeno inigualable.

Solo nos queda votar, esperar y ver cuál es la tendencia, la política que se viene… Continuará.

Compartimos un link para que sepan que se vota en las  PASO https://www.eleccionesciudad.gob.ar/que-voto.php

pto

CUANDO LA ESPECULACIÓN LE GANA A LA PRODUCCIÓN: PROCREAUTO

Por Diego Ostroff (*)

La actual crisis internacional, iniciada en el 2008, dificulta el escenario de crecimiento económico argentino y sobre todo en el sector automotriz, principal generadora de puestos de trabajo formal y estable.

En lo que va del año se produjo una brusca caída de la demanda en el sector, tanto en el mercado interno como el externo. En base a esto, las empresas automotrices comienzan a amenazar con suspensiones de trabajadores (cargando con el peso negativo que esta acción implica) para presionar al gobierno y lograr beneficios con ello.

A consecuencia de esto, el Gobierno Nacional lanza el programa Pro.cre.auto. en acuerdo con las principales empresas de automóviles, concesionarias y el Banco Nación con el objetivo de promover la industria automotriz y así evitar suspensiones de trabajadores ante una eventual caída de la demanda interna y de las exportaciones por un menor consumo de Brasil, el principal socio.

El plan consta de una financiación a 60 meses con una tasa del 17% o 19% según sean clientes o no del Banco Nación (que actualmente presta a una tasa del 32 y 36 % respectivamente) con un tope de $120.000 o el 90% del valor del automóvil. Al plan acuerdan entrar seis marcas aportando 26 modelos diferentes, con un precio competitivo y congelado por la vigencia del plan, que es de tres meses.

El propósito del plan no solo es evitar la suspensión de trabajadores sino también aumentar la demanda en el mercado interno posibilitando el acceso a muchas personas a un auto 0KM. Presentando ingresos familiares netos de $12.000 pueden acceder al tope, a los $120.000.- con una cuota aproximada de $3750 para no clientes. El tramo 1 del plan se puso en vigencia y se lograron contabilizar 18.553 operaciones por un monto de $1.800.665.959. [1]

A simple vista, el número no parece tan importante y se puede pensar que no despertó gran interés en la población, pero la realidad indica que el número no es mayor por decisión de las empresas automotrices, quienes priorizaron la especulación ante una eventual devaluación y/o subida de precios de los automóviles tratando de ganar más produciendo menos. Por más que desde el gobierno aseguran que no van a devaluar, los empresarios parecieran no perder las esperanzas y siguen presionando para que el rumbo económico del país gire en torno a que estos puedan obtener mayores ganancias. No se explica de otra manera las suspensiones de trabajadores, ya que si el motivo era por falta de demanda, la demanda apareció. Pero esquivaron aumentar la producción, tratando de lograr mayores ganancias con otros métodos perjudiciales para la sociedad, como es la especulación.

En la Zonal Liniers del Banco Nación, que abarca 23 sucursales de la Zona Oeste de Buenos Aires se aprobaron 1294 solicitudes de crédito de las cuales solo se contabilizaron 753[2]. Es decir, solo el 58% de las operaciones aprobadas por el banco fueron concretadas, el 42% restante sigue a la espera de que el automóvil aparezca. El motivo que manifiestan los clientes es la falta de stock, solo de los automóviles dentro de la nómina del plan. Numerosos clientes han manifestado que las mismas le ofrecen una financiación propia (más costosa) de otros modelos aprovechando el envión de demanda que generó el ProCreAuto.

En la concesionaria me dijeron que me olvide que me vendan el auto al precio del plan Pro Cre Auto” cuenta Emilse, “Me dijeron en la concesionaria que no me podían respetar el precio del ProCreAuto, que me iban a cobrar diez mil pesos más de gastos de comisión para compensar” me cuenta Mariana. “Llamé a todas las concesionarias de Capital Federal y me dijeron que no tenían el modelo que buscaba” verbaliza Sergio. Por otro lado Magalí me cuenta su experiencia “Trataron de demorarme la entrega esperando a que se venza el plazo del plan. Me dijeron que no tenían el auto tras  haberme tomado la seña, luego los amenacé diciendo que había hablado con Defensa al consumidor y al rato me llamó el gerente diciendo que tenían el auto”.

Les recuerdo que para todos aquellos a los que la concesionaria incumplió las pautas acordadas en su perjuicio pueden llamar al teléfono 0800-666-1518 que habilitó la Secretaría de Comercio para formalizar la denuncia y dar lugar a la intervención de la autoridad de aplicación.

En conclusión, no solo depende de la intervención del Estado el sostenimiento del empleo si no que la sociedad necesita un empresariado que produzca rentabilidad teniendo una responsabilidad social real y no sólo como estrategia de Marketing, dejando de lado la especulación para dar lugar a la producción. Esto posibilitaría que estas intervenciones activas sean efectivas y lograr así un mayor crecimiento económico con inclusión social, en donde no solo se beneficiaría la clase trabajadora sino también los propios empresarios que actualmente boicotean el plan generando su propia pérdida.

(*)

Lic. En Relaciones del trabajo – UBA

Maestrando en Ciencias Sociales del Trabajo – UBA

Empleado Banco Nación

[1] Fuente: Estadísticas Banco Nación

[2] Fuente: Estadísticas Zonal Liniers, Banco Nación

consumo-marihuana-washington-dc

El consumo y tenencia de marihuana, ¿debería ser despenalizada?

Por: Nicole Moscovich

Un tema polémico, un tema que viene atravesando a la sociedad argentina, un tema a debatir.

Muchos son los argumentos que rodean a este interrogante, muchas son las interpretaciones que se hacen a esta ley tan polémica, la ley 23.737.

En los diversos debates que se dan hay quienes dicen que no se debería despenalizar y hay quienes dicen que sí. Pero, ¿cuáles son las razones que estos dos bandos parecen exponer?

Quienes están en contra de la despenalización explican que la Argentina es uno de los países con mayor consumo de marihuana y otros estupefacientes como la cocaína. A su vez dicen que cada vez hay mayor tolerancia social ante el consumo de sustancias dañinas para el cuerpo humano y que esta tolerancia incrementa la “viralización” del consumo. También hablan de que el contexto social de la Argentina no es el apropiado para despenalizar ya que hay una fuerte tensión en la sociedad que genera más conflicto entorno a la inseguridad y se suele pensar que el consumo de estupefacientes es una de las causas de esta.

Ahora bien, ¿qué es lo que opinan los que están a favor de despenalizar?  Argumentan que con la ley actual (23.737) solo se persigue a los adictos, a aquellos que tienen tenencia para el simple consumo y que no son aquellos “peces grandes” que conducen el narcotráfico, y esto entorpece y satura el sistema judicial. Por otro lado argumentan, y con mucha razón, que el consumo, la adicción, debe ser tratada desde el canal de la salud y no desde lo judicial debido a que lo judicial no trata el problema, no rehabilita al adicto, simplemente lo reprime por el lapsus de tiempo en el que este se encuentre bajo las rejas. Y, entre otras tantas opiniones, apelan a que cada uno es dueño de hacer con su cuerpo lo que quiera y que mientras no se perjudique a terceros es un acto privado como lo explica el artículo 19 de la Constitución Nacional:

“Las acciones privadas de los hombres que de ningún modo ofendan al orden y a la moral pública, ni perjudiquen a un tercero, están solo reservadas a Dios, y exentas de la autoridad de los magistrados. Ningún habitante de la Nación será obligado a hacer lo que no manda la ley, ni privado de lo que ello no prohíbe.”

Una vez explicado los argumentos es interesante que cada uno reflexiones acerca de esta problemática y pueda elaborar una opinión acerca de este tema que afecta a muchos de los que solo tienen para consumo personal que quedan a la deriva del buen criterio del juez gracias al último fallo “Arriola”, evadiendo/tapando así la cadena de consumo, el verdadero problema, el narcotráfico. Aclaro que este fallo, si bien prepara un terreno para que se pueda reformar la ley, no es suficiente ya que la ley sigue teniendo mayor jerarquía y queda a cargo del “buen” criterio del juez de turno.

Con esto no se busca incentivar el consumo, ni mucho menos, por eso es que se habla de “despenalización” y no de “legalización”, simplemente se busca que este tema sea tratado por las instituciones correspondientes, como aquellas que se ocupan de la salud del ciudadano, y que no se entorpezcan los problemas mayores.

Y vos, ¿estás a favor o en contra de la despenalización?